WhatsApp Image 2021-01-27 at 11.54.19 AM (1)

Fideicomisos, la mejor manera de asegurar tu patrimonio

El esfuerzo y la dedicación de una vida de trabajo pueden llegar a dar grandes resultados que poco a poco constituirán tu patrimonio familiar, ¡no dejes que tus bienes sean arrebatados!

Los fideicomisos son instrumentos que existen en la mayoría de los países y ayudan a prever los conflictos por herencia, así como proteger y generar un esquema de sucesión en vida o después de la muerte para la protección de toda la familia. Por lo tanto, sirven como una herramienta para que se establezca la protección de activos, además de que especifica claramente lo que va a suceder cuando fallece el fiduciario.

Quien constituye el fideicomiso se llama “fiduciante”, y pasa los bienes a nombre del que habrá de administrarlos (persona humana o jurídica) llamado “fiduciario”. 

Con la constitución de un fideicomiso se pueden evitar situaciones donde se tomen decisiones erróneas o incluso poder evadir los mismos conflictos familiares ya que limita o restringe la venta de los bienes.

Básicamente se trata de transferir jurídicamente los bienes a un fideicomiso, para que este se vuelva el dueño y tenga los derechos fiduciarios. Aunque se debe destacar que el fideicomiso por sí mismo no implica una garantía ni brinda soluciones mágicas frente a otros vehículos para la inversión inmobiliaria, debe estar estructurado con sentido común para que pueda conseguir los objetivos que se proponen. Por eso, es importante resaltar que estos se estructuran de acuerdo a la necesidad particular de cada familia.

Algo de lo que debes estar consciente antes de adquirir un fideicomiso son los siguientes aspectos:  

  • El desprendimiento patrimonial.
  • Tiene que haber una relación costo/beneficio que justifique la inversión.
  • El fideicomiso es un contrato legal que tiene que seguir una serie de pautas marcadas por la ley.
  • Saber que el acto de crear un fideicomiso va a tener consecuencias impositivas, concientizarse de cuáles son y aceptarlas.

Si la persona hizo una sucesión en vida y fijó reglas para el momento en que fallezca, este es el escenario para el cual se hace un fideicomiso. La cabeza de familia muere, pero este ya les había cedido a sus hijos o a su esposo/a derechos fiduciarios, entonces, lo que dice el fideicomiso es que mientras esa cabeza de familia exista, quien da las órdenes es él, y cuando ya no esté, surge un mecanismo de gobierno nuevo que se llama comité fiduciario.

Aunque hoy es factible constituir el fideicomiso, postergar el traspaso de los bienes requiere que donante y donatario estén vivos al momento de la aceptación de la oferta para que este sea legal y legítimo.

Asimismo, hay que tener en cuenta que: El fiduciario puede ser beneficiario, pero no fideicomisario y el plazo máximo del fideicomiso es 30 años, pero puede extenderse mientras viva el beneficiario, en caso de que el fin sea la protección de alguien con discapacidad.

Entre los temores más habituales en los fideicomisos está la incertidumbre sobre el proceso; sin embargo, una compañía fiduciaria tiene protocolos establecidos, que se le explican al cliente en su momento.  

No dudes en acercarte a dichas compañías y comienza a proteger tus bienes. 

Compartir artículo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Share on telegram

MAS ARTÍCULOS

SIGUENOS

BUSCADOR

te puede interesar

Más Relevantes

0

SUSCRíBETE AHORA

Suscríbete para recibir todo nuestro contenido.

© 2020 Realty-Business MX || Todos los derechos reservados || Política de Privacidad